21-abr-2020

Claves para hacer una oficina en casa

Mindfulness – 5 prácticas de Mindfulness que puedes realizar en casa

 5 prácticas de Mindfulness que puedes realizar en casa

Vivimos en la era dorada de la multitarea, en la que es habitual escribir un correo electrónico, leer un mensaje de texto o hacer una videollamada, todo al mismo tiempo. Sin embargo, esto no es una habilidad que debamos perfeccionar, sino más bien algo a evitar.

En realidad, nadie puede realizar múltiples tareas a la vez, ya que nuestro cerebro se encuentra cambiando constantemente de una a la otra y pierde información en el proceso. Y es que aprender a usar nuestra atención de una manera efectiva focalizándonos en el presente puede ayudarnos a sentirnos mejor al final del día… Aquí es donde entran en juego los ejercicios que pueden ayudar a romper con rutinas estresantes y a centrar la atención en lo que realmente importa. El mindfulness es un término comúnmente utilizado en este contexto.

¿Qué es mindfulness?

Se trata de un conjunto de técnicas meditativas que entrenan nuestra percepción y devuelven nuestra conciencia al aquí y al ahora, para recuperar el control del piloto automático.

¿Por qué necesitamos hacer Mindfulness en nuestro día a día?

Descansos que nos permiten hacer una pausa momentánea, dejar que nuestra mirada divague o simplemente aburrirnos son cosas que ya casi no existen hoy en día. Actualmente, cuando tenemos que esperar para algo, simplemente cogemos el móvil y llenamos de actividad cada segundo. El resultado es que nuestra mente nunca tiene la oportunidad de permanecer inactiva y regenerarse.

La percepción consciente de nuestro cuerpo y de nuestro entorno fomenta la concentración y nos ayuda a lidiar con el estrés.

5 prácticas de Mindfluness para realizar en casa

  1. Tómate tu tiempo:
    Reserva, al menos, una noche a la semana para estar solo contigo mismo y tomarte tu tiempo para reflexionar: ¿Cómo ha ido tu día? ¿Tu semana? ¿Qué es lo que quieres en este momento? Reflexionar es un buen remedio para la falta de perspectiva y te ayuda a conectar contigo mismo.
  2. Para un momento y sueña despierto:
    ¿Tienes 15 minutos? Es el tiempo que necesitas para meditar. Aparta todas tus distracciones y simplemente observa tu entorno: ¿Qué oyes? ¿A dónde te llevan tus pensamientos? Déjalo todo y no te aferres a nada. Puedes realizar este ejercicio en el sofá, en la cama, en el parque o incluso sentado en tu mesa de trabajo si es necesario.
  3. Desconecta de vez en cuando:
    Leer noticias y chatear en tu móvil cuando estás acostado en la cama puede ser práctico, pero no es saludable. Los expertos recomiendan desactivar las notificaciones automáticas, planificar intervalos de tiempo limitados para revisar los correos electrónicos o las redes sociales, y dejar suficiente tiempo al día para actividades análogas, como leer. Una dosis saludable de desintoxicación digital fomenta la relajación y la concentración.
  4. Respira profundamente:
    Tu respiración define el ritmo para todo lo demás, por lo que debe fluir fácilmente. Cuando estás tenso, tu respiración tiende a ser corta o superficial. Para salir de una rutina estresante o antes de comenzar una nueva tarea, es útil escuchar tu propia respiración, hacer algunas respiraciones de forma consciente y exhalar lentamente.
  5. Disfruta con los cinco sentidos:
    La comida influye en nuestro bienestar: no se trata solo de lo que comemos, sino también de cómo comemos. Tómate tu tiempo cuando te sientes a comer, compártelo con tu familia o tus amigos, y disfruta de la comida prestando atención a los distintos olores y sabores.



¿Y cuándo termine el confinamiento?  Te traemos otros ejercicios que puedes poner en práctica cuando recuperemos nuestra rutina y podamos volver a salir:

  • Prueba cosas nuevas:
    La novedad es el enemigo de la rutina. Sal de tu zona de confort y haz algo que no hayas tenido la motivación de probar todavía: come solo en un restaurante, o apúntate a clases de yoga. Si puedes superar los pequeños obstáculos, pronto estarás superando los más grandes sin pensarlo dos veces.
  • Muévete:
    El ejercicio físico beneficia la salud mental y emocional; a veces una simple caminata puede cambiar nuestro estado de ánimo. Una vuelta rápida alrededor del bloque de la oficina despejará tu cabeza y te ayudará a organizar tus tareas. Aquí también puedes ver 4 ejercicios de estiramientos muy recomendables para hacer cada 30 minutos mientras trabajas.
  • Experimenta la naturaleza:
    Hay estudios que demuestran el poder curativo de la naturaleza para el cuerpo y la mente. Pasar tan solo cinco minutos en un área boscosa aumenta el sistema inmune y aumenta tu sentido de autoestima. Los estímulos naturales como el canto de los pájaros o los sonidos del mar despiertan el sistema nervioso y ayudan a mantener al margen los sentimientos negativos.
  • Presta atención a lo que percibes:
    Los descansos cortos son realmente importantes. Los necesitamos para procesar nuestras experiencias y, sin embargo, la mayoría de las veces usamos estos momentos para mirar el móvil. Es mucho mejor echar un vistazo a nuestro alrededor, en el tren o en el mostrador de salida en el supermercado, y observar realmente nuestro entorno.
  • Afronta aquellas experiencias que te desagradan:
    Tratamos de evitar lo que nos desagrada, ya sea una persona, un lugar o una tarea. A veces, ni siquiera nos percatamos de los mecanismos subconscientes que están en juego en nuestra repulsión o atracción por algo: un olor, un lugar o un proyecto. Cuando eres consciente de una experiencia que no es de tu agrado, también aprendes a controlar tu propia atención.

Cómo trabajamos Mindfulness en Henkel Ibérica

Henkel también apuesta por el Mindfulness y lo promueve activamente a través de varias ofertas para el cuerpo y la mente. En 2019, introdujimos el Mindfulness a nuestros empleados con una charla impartida por Andrés Martín, fundador del instituto ES.Mindfulness, en el que nos habló sobre las herramientas para tomar consciencia de la importancia de estar presente y los enormes beneficios de esta técnica.

Tras el éxito obtenido en esta charla y el interés que generó la temática, se puso en marcha el programa de entrenamiento de Mindfulness, impartido por expertos en la materia, que se continúa realizando y que ayuda a nuestr@s emplead@s a mejorar la atención, reducir el malestar o estrés, y mejorar el manejo de situaciones complejas en el ámbito profesional o personal.

¡El programa se sigue realizando… y a nuestros empleados les ayuda y les encanta! Aquí puedes ver más sobre por qué Henkel es una de las mejores empresas en las que trabajar.