31-ene-2020

Un modelo de fábrica sostenible

El Hub aeroespacial de Henkel es Gold DGNB

El Hub aeroespacial de Henkel

    

El pasado mes de junio, Henkel inauguró su nueva planta de producción de aplicaciones para la industria aeroespacial en sus instalaciones de Montornés del Vallés (Barcelona). La planta cuenta con instalaciones para la producción, laboratorios, oficinas y almacén, todo ello equipado con tecnologías de vanguardia garantizando la trazabilidad y la transparencia para los clientes y superando los altos estándares de calidad y seguridad en la industria.

Certificado DGNB

En su construcción se apostó desde el inicio por el uso eficiente de las energías renovables, así como por el compromiso con la seguridad laboral y el objetivo de tener cero accidentes en todo el proceso de construcción. Ahora, el nuevo hub ya está listo para producir acorde a los altos requerimientos del sector en términos de sostenibilidad, eficiencia y sostenibilidad, y Henkel se convierte en la primera planta productiva en España que recibe el certificado Gold DGNB. Este prestigioso sello de calidad garantiza que el diseño, la construcción y la fase de uso de la planta contribuyen a la sostenibilidad.

En nuestro compromiso con la seguridad laboral, el objetivo de tener cero accidentes en todo el proceso de construcción ha sido uno de nuestros pilares fundamentales. ¿El resultado? Un espacio de 14.619 m2, con una planta de última generación que es además un modelo de sostenibilidad y eficiencia energética.

  • La nueva planta cuenta, por ejemplo, con una caldera de biomasa para la producción de energía térmica que permite proveer de calefacción y agua caliente tanto al propio edificio como a los diferentes procesos industriales que se llevan a cabo en la fábrica.
     
  • Además, puede producir frío por ciclo de absorción, permitiendo que el calor sobrante pueda ser aprovechado para generar frío. De esta manera quedan cubiertas el 100% de las necesidades de frío y calor de la planta tanto a nivel de proceso como de confort utilizando una única fuente sostenible.


 

  • Además, el aislamiento térmico de 3 capas minimiza energía necesaria para la climatización, y las oficinas cuentan con un sistema de calefacción por suelo radiante (mucho más eficiente que otros sistemas).
     
  • La localización de la planta y el buen clima, con muchos días de sol durante todo el año, han permitido también instalar un sistema fotovoltaico de 100KW en la azotea, que proporcionará a la planta parte de la electricidad que necesita utilizando energía solar (una energía renovable, inagotable y no contaminante).


 

  • Por otro lado, la planta incluye soluciones para evitar el gasto de agua y la contaminación lumínica. En este sentido, la fábrica cuenta con un sistema de aprovechamiento de aguas grises y pluviales que contribuyen a reducir el consumo de agua. La instalación de un sistema de iluminación LED inteligente y autorregulable en función de las necesidades permite reducir el consumo de energía.


 

  • Para facilitar el uso del transporte eléctrico, el parking de la nueva planta dispone de estaciones de recarga para este tipo de vehículos.

También cabe destacar que desde su inicio se tuvo en cuenta crear espacios que mejoran la salud, seguridad y la sostenibilidad pensando en el bienestar de los trabajadores maximizando la iluminación natural en los espacios de trabajo, incrementando el confort térmico y acústico, habilitando zonas comunes de descanso como una coffee área, una terraza para favorecer las vistas a exteriores con presencia de naturaleza, etc.

Gracias a su diseño, se ha conseguido disminuir la utilización de agua, energía y residuos generados, reduciendo así significativamente la huella medioambiental. Todas estas medidas han permitido que el nuevo hub de Montornés sea la primera planta productiva en España que recibe el Certificado Gold DNGB, una de las certificaciones de sostenibilidad más prestigiosas del mundo.